Vibrosustitución

La vibroflotación y vibrosustitución son técnicas de mejora de suelos mediante vibración profunda.

La Vibroflotación es aplicable en suelos granulares (generalmente con un contenido en finos inferior al 10%). La mejora del terreno se consigue por la reducción de huecos entre partículas gracias a la vibración producida por el vibrador en su proceso de entrar y salir del suelo tratado.

Durante el tratamiento, que se ejecuta en forma de malla (en planta), se obtiene una compactación del terreno que deriva en una disminución del espesor de la capa tratada, espesor que habrá que aportar y compactar si hay que recuperar la cota de partida. Ambos métodos de mejora pueden constituir alternativas de mejor plazo y economía para:


Ver animación